Senado de la República

Estás en: Inicio » Historia » Senadores / Opinión » Quo vadis Partido Liberal?

Quo vadis Partido Liberal?

Senador Juan Manuel Galán Senador Juan Manuel Galán

"El país necesita una renovación: LA PAZ": senador Juan Manuel Galán.

Bogotá D.C., mayo 10 de 2016.- Salirse de la Unidad Nacional es oportunista. La popularidad del Presidente de la República, Juan Manuel Santos, ha caído, lo cual no es un secreto para nadie. Su lucha incansable, empeño y esfuerzo monumental-no expresados en las encuestas-, de sacar adelante el acuerdo con la guerrilla de las FARC, refleja una voluntad verdadera para poner fin a un conflicto de más de 5 décadas.

El gobierno de Santos ha sido coherente con las ideas liberales, de hecho, no ha habido un gobierno más progresista que este. Impulsó la Ley de víctimas, la de restitución de tierras y un cambio en la política de drogas, solo por nombrar algunas.

La idea de una Unidad Nacional, es la de apoyar al Gobierno, aun cuando seamos de distintas tendencias políticas. Esta coalición ha tenido como objetivo único garantizar y desarrollar programas y políticas que permitan la prosperidad y seguridad humanas, transparencia y anticorrupción, justicia, relaciones internacionales, trabajo en condiciones dignas y una verdadera institucionalidad democrática. Por eso, decir que el Gobierno no nos representa por temas burocráticos, no solo se queda corto, sino que es irresponsable. Debemos estar preocupados por ideas, principios y no por puestos. Así que, claudicar por peleas partidistas y clientelistas, es un espectáculo lamentable que le estamos dando al pueblo colombiano.

Además, en plena recta final de los acuerdos de la Habana, la postura de algunos partidos de salirse de la Unidad Nacional nos llevaría a salirnos del Proceso de Paz. Desde mi condición de Senador Liberal, puedo decir no solamente que la Unidad Nacional tiene sentido en relación con el proceso de paz, sino que es necesaria una coalición lo suficientemente amplia que respalde esos proyectos de ley y los trámite para que se puedan convertir en realidad. Así el proceso de paz no se vería frustrado por la falta de la aprobación de esta histórica agenda legislativa.

No debemos poner en riesgo algo tan trascendental para el país. Ya llevamos mucho tiempo invertido para que la paz se pueda convertir en una realidad y no por unas rencillas partidistas y de mesas directivas vamos a terminar obstaculizando estos cambios tan anhelados por los Colombianos.

Por esta razón, considero que tenemos que encontrar una manera pronta de resolver esta crisis y buscar cómo se retomarán los acuerdos que se realizaron al inicio del cuatrenio para que no vaya a haber ningún problema o tropiezo en la agenda legislativa del acuerdo. El país necesita una renovación: LA PAZ.

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com

Senadores en Twitter

Síganos en redes